VILLA DE ARAFO - Patrimonio Industrial - Molinos - MOLINO – ARAFO-



Este antiguo molino queda situado en la zona alta del casco urbano de Arafo, más concretamente en la calle Eduardo Curbelo Fariña, que se corresponde con parte del antiguo camino que conducía a los nacientes del Barranco de Añavingo y con el denominado “Camino de la Candelaria”, utilizado durante dicha festividad por los peregrinos de la vertiente norte de la isla para llegar hasta la villa mariana.

El abastecimiento de las aguas necesarias para el funcionamiento del molino ya existía cuando se edificó este en 1895. Estas aguas provenientes en un inicio por las atarjeas procedentes de de las galerías de Añavingo. Para posteriormente, en años cercanos a 1920, ser complementadas con las aguas procedentes de la galería de Los Huecos. 

Esta obra datada en 1895 , se realiza tras la compra de los terrenos por Antonio Marrero Pérez, “el molinero viejo”, que tras haber conseguido unos ahorros mediante el comercio de vinos y aguardientes con Venezuela, solicita del ayuntamiento este solar, sacado a subasta por el ayuntamiento con la condición de que solo pudiera hacerse una obra de utilidad para el vecindario, al mismo tiempo que se impuso la condición para el uso del agua como fuerza motriz, de mantener en buen estado la canalización y el agua que pasaba por ella.

Tras la adquisición de los terrenos por Antonio Marrero Pérez, por un módico precio ya que fue el único que se presentó a la subasta, se comenzaron los trabajos de ejecución del nuevo molino y canales. Se generó una bifurcación de las aguas manteniendo el paso hacia el abasto público y  realizando un nuevo canal que mediante un acueducto,  ejecutado por el maestro de obras Juan de Padrón, vierten sobre el molino sirviéndole de fuerza motriz para su maquinaria.

Tras el paso por el  molino las aguas siguen curso dando servicio a los chorros de abastecimiento de agua,  los lavaderos y un pequeño estanque vertiendo finalmente en una cantonera de aguas sobrantes para su reutilización en los riegos agrícolas.



El comúnmente conocido como molino de agua de cubo, se trata en esencia de una construcción compuesta por un canal de aguas que vierte estas en un cubo o torre de almacenamiento del agua para que posteriormente pase por las dependencias del molino. Generalmente desarrollado en dos plantas, manteniendo en la planta alta las dependencias de la molienda y en la baja la maquinaria que entra en contacto con el agua.
La torre de almacenamiento es aquella cuya estructura está cimentada en la parte posterior y comúnmente sobre la roca madre. Construida en mampostería de piedra basáltica y  variando sus dimensiones en elementos prismáticos escalonados. Este cubo queda emplazado aledaño a las dependencias principales del molino, detrás de la habitación de la molienda.
Las dependencias de la molienda quedan alojadas en una edificación prismática de dos plantas, quedando la Estola, o parte destinada a la maquinaría en contacto con el agua, en el semisótano. Accediendo a ella mediante el descenso por una escalera adosada a la fachada de la calle. En este espacio   vierte el cubo de presión a través de la cerraja a una acequia o pequeña tronera donde fluye el agua, quedando relacionada con el piso superior por varios huecos practicados en forjado comúnmente de vigas y piso de madera (actualmente la edificación no dispone de la maquinaria y esta destinada al uso de vivienda).

A las dependencias propiamente de la molienda, donde se alojaba la maquinaría principal, en la que se incluía su parte mas importante,  las piedras de moler, debieron existir dos, una fija en la parte inferior de grandes dimensiones y grosor, y otra más delgada compuesta por varios segmentos, generalmente en cuatro partes que monta sobre la fija y que era movida gracias a la fuerza del agua. A esta estancia se accedía mediante  una escalera de cantería adosada a la fachada este del edificio. En esta fachada se abre un pequeño vano a modo de ventanuco, al mismo tiempo que aún puede observarse la esbelta hornacina rectangular donde se disponía de un reloj, cuyo objetivo era medir los tiempos de aguas.



MUNICIPIO      Arafo
ZONA               Centro Histórico
DIRECCIÓN      Calle Eduardo Curbelo Fariña
COORDENADAS UTM
          X     360.172,66
          Y     3.135.839,28

 



DECRETO 41/2006, de 9 de mayo, por el que se declara Bien de Interés Cultural, con categoría de Sitio Etnológico “El Molino y Lavaderos”, situado en el término municipal de Arafo, isla de Tenerife, delimitando su entorno de protección.



Fariña Pestano, F.: La Historia de Arafo, Ayuntamiento de Arafo. 2004.

VVAA: Patrimonio del casco histórico de la villa de Arafo, Trabajo Fin de Master internacional en rehabilitación del patrimonio edificado, CICOP, 2004.


Descripción Documento Descargar Documento
Situación
Emplazamiento
Delaclación BIC-Entorno de protección
Descripción Archivo Archivo
No existe/n Infografía/s para este Bien